"Los enfermos de hepatitis C somos rentables para las farmacéuticas pero no somos rentables para el gobierno"
 30 Oct. 2014 Juan Zarza 
Madrid, 31 de octubre de 2014. La Plataforma de Afectados por la Hepatitis C se ha concentrado esta tarde en la madrileña Puerta del Sol para exigir al gobierno que administre a todos los enfermos de hepatitis C un tratamiento efectivo, “sin restricciones de ningún tipo”.   Actualmente existen en España 300.000 personas diagnosticadas con la enfermedad aunque, según las estimaciones de la plataforma, los afectados podrían ser hasta 900.000, “muchos de los cuales no lo saben porque es una enfermedad que no presenta ningún síntoma hasta que no está en estado avanzado y porque el gobierno no lleva a cabo ninguna labor de diagnóstico ni de prevención”, explica una de las afectadas.   Se refieren por eso a ella como una “enfermedad silenciada”; una enfermedad que “no es tan mediática como el ébola” pero que causa unos 4.000 muertos al año.   Lo más indignante de todo, explica Mario Cortés, portavoz de la plataforma, es “saber que existe una medicación que nos cura pero que este gobierno nos niega por motivos económicos”. Peor aún, “nos mienten desde el ministerio de sanidad diciendo que han aprobado las medicaciones y que están a disposición de los pacientes cuando es completamente falso”, añade.   Se refiere al tratamiento Sovaldi, el único capaz de curar la enfermedad y que, además no provoca los efectos secundarios de los tratamientos que les han prescrito durante años y que han acabado por fortalecer el virus y dañar otros órganos como los riñones o los pulmones.   Lo comercializa la farmacéutica norteamericana Gilead, con la que el gobierno ha acordado un precio de 25.500 € por tratamiento, informan desde la plataforma. Para ello se ha aprobado un presupuesto de 125 millones de euros, lo que significa que sólo 4.500 personas tendrán acceso al medicamento.   “Esas personas serán por supuesto los pacientes más graves”, explica Elsa, una de la afectadas. “Pacientes que estén en lista de espera para un trasplante o que ya hayan sido trasplantados”. Ella, con cirrosis y en la última etapa de la enfermedad (estadio F4), no está sin embargo en esa lista. Su médico le ha confirmado que si no recibe el tratamiento en 1 año tendrá muchas posibilidades de desarrollar cáncer hepático y que, aunque no fuera así, su hígado tiene como máximo un plazo de 1 año de funcionamiento. Pero hay casos más graves.   Por casos como el de Elsa, la Plataforma de Afectados por la Hepatitis C considera que “este gobierno es culpable del sufrimiento de enfermos y familiares”. “Es muy triste que en el año 2014 los enfermos de hepatitis C tengamos que estar en la calle un día si y otro también reclamando que nos den las medicaciones que necesitamos para curarnos”, insiste Cortés.   “Es un insulto para los los afectados ver cómo el gobierno destina miles de millones de euros de nuestro dinero a rescatar bancos, autovías, o clubs de fútbol y dilapida nuestro dinero en obras inútiles como aeropuertos sin aviones. El último despropósito que hemos visto es como han dado 1.460 millones al dueño de la famosa plataforma CASTOR, Florentino Pérez, mientras que el dinero que van a destinar para tratar a los enfermos de hepatitis C con la nueva medicación Sovaldi es 125 millones”, lamenta el portavoz.   “Somos rentables para las farmacéuticas pero no somos rentables para el gobierno”, concluye Elsa. “Hemos trabajado y cotizado toda la vida pero cuando ya no tenemos la capacidad de trabajar, la desatención sanitaria es una manera fácil de eliminarnos”, añade.   La plataforma, que ya ha denunciado al gobierno por omisión de socorro, asegura por eso que continuará su lucha “hasta la plena consecución de los objetivos por los que nació”: el acceso a ese tratamiento efectivo. “Lo único bueno es que ya no tenemos miedo”, afirma Elsa, “ni a luchar por nuestros derechos ni a ponerle cara a la enfermedad”. “Si no nos tratan saldremos de aquí con los pies por delante así que estamos dispuestos a todo. No tenemos nada que

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle un mejor servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Encontrará más información sobre las cookies y como configurar su uso en nuestra Política de Cookies.

Aceptar