Los acusados de SEGI aseguran en el centro sociocultural EKO haber sufrido serios abusos policiales
 10 Dic. 2013 Juan Zarza 
Madrid, 11 de diciembre de 2013. Aritz López, Ion Telleria, Oier Zúñiga, Euken Villasante y Zuriñe Gogenola, cinco de los acusados de pertenencia a SEGI —el movimiento juvenil radical vasco ilegalizado en 2002 por el ex magistrado de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón, al considerar que sus fines políticos eran los mismos que los de ETA— , e imputados en el macrojuicio que se está celebrando actualmente en la Audiencia Nacional ofrecieron en la tarde de ayer una charla en el espacio sociocultural EKO del barrio de Carabanchel. En la velada, los acusados, que cumplieron entre uno y dos años de prisión preventiva, dieron su versión sobre los hechos de los que se les acusa y sobre el panorama político de Euskal Herria en la actualidad.   Pilar Garrido, activista en grupos de defensa del derecho a la vivienda, presentó el acto pronunciando el artículo quinto de la Declaración Universal de los Derechos Humanos: “Nadie será sometido a torturas ni a penas o tratos crueles, inhumanos o degradantes”. Así, en un contexto de denuncia por las graves torturas que dicen haber sufrido por parte de la Policía, daban comienzo las intervenciones de los cinco ponentes, cuya media de edad era inferior a los 30 años.   Oier Zúñiga hizo una descripción de todo el proceso. En 2002 SEGI fue ilegalizada y cuatro años más tarde fue declarada organización terrorista, siguiendo la estela de Haika y Jarrai. En este entorno se han producido más de 300 detenciones entre las cuales se cuentan las 40 que desembocan en este proceso judicial. 34 de ellas se produjeron el 24 de Noviembre de 2009 y posteriormente fueron detenidos seis activistas más que se encontraban en diferentes puntos del Estado español y Europa. Fueron encarcelados preventivamente en régimen de incomunicación, siéndoles negada cualquier comunicación con sus familiares y abogados. Permanecieron en este régimen penitenciario entre tres y cinco días, según cada caso, y es en ese periodo en el que Zúñiga denuncia haber sufrido todo tipo de torturas. “Hacer flexiones o abdominales con un Policía sentado encima”, bofetadas, golpes con listines telefónicos enrollados, patadas en los testículos… Relató además, detalladamente, haber perdido en dos ocasiones la respiración porque le introdujeron "la cabeza en una bolsa de plástico de forma reiterada y prolongada durante los interrogatorios”. Según Zúñiga, le sometían a torturas para que firmase una declaración autoinculpatoria en la que declaraba aceptar todos los cargos de los que era acusado. “En mi caso, yo acabé firmando esa declaración pero algunos de mis compañeros detenidos no lo hicieron”. Posteriormente, los detenidos permanecieron en prisión preventiva de uno a dos años hasta que fueron puestos en libertad condicional, previo pago de fianzas que oscilaron entre 3.000 y 60.000 euros, a la espera del juicio al que ahora se enfrentan.   Tocando un tema de máxima actualidad internacional, la muerte de Nelson Mandela, Zúñiga se refirió al Congreso Nacional Africano como “un gran aliado de la izquierda abertzale durante muchos años”, añadiendo que es un buen ejemplo de una vía de diálogo en la que todas las partes añaden su parte del relato. En este sentido, opina que el Gobierno quiere seguir mirando hacia atrás y no permite mostrar a la sociedad una actitud más constructiva. Al Ejecutivo “no le interesa”, expresa.   Asegura que en Euskal Herria “nadie o muy poca gente, duda que el conflicto se solucionará (…) desde el diálogo y el acuerdo” y afirma que todos los conflictos políticos, a nivel mundial, se han solucionado por esas vías.   Respondiendo a una pregunta del público asistente, Ion Telleria, opinaba que la lucha de la izquierda vasca tiene puntos en común con luchas de otros territorios como la de los antifascistas en Madrid. Asegura que, al igual que Navarra fue un “laboratorio de represión” en el que, en su opinión, se ensayaron los procedimientos que se utilizarían contra los activistas vascos, ahora “

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle un mejor servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Encontrará más información sobre las cookies y como configurar su uso en nuestra Política de Cookies.

Aceptar